Fanzines como soporte artístico

Un fanzine es una idea concreta plasmada en un formato físico y, por supuesto, su contenido es rotundamente personal. El fanzine está hecho a mano, de hecho es lo más cercano a arrancarte el alma y coserla encima de tu propia piel. Es por eso que es muy importante que para generarlo haya los menos intermediarios posibles.

Este formato reivindica la autoedición como expresión libre al margen de la industria editorial.

De las fotocopias en blanco y negro grapadas a la impresión digital. La creación de fanzines se ha ido adaptando a la evolución de la tecnología pero, a pesar de los cambios y la diversidad de formatos, lo que permanece inalterable es su vocación independiente, la libertad que el soporte permite a los creadores y la filosofía del ‘hazlo tú mismo’: si tienes algo que decir, ¿por qué esperar a que te den voznbsp;

Siempre al margen de las publicaciones comerciales y del mundo editorial tradicional, los creadores de fanzines son una suerte de editores integrales, encargados de generar los contenidos, diseñarlos, imprimir la publicación, distribuirla y, claro, correr con todos los gastos. Este formato surgió en los años cuarenta como publicaciones relacionadas con la ciencia ficción destinadas a los aficionados y, en los setenta, se convirtió en una herramienta de difusión de ideas políticas. En España aparecen a mediados de esta década ‘La piraña divina’, de Nazario, y ‘Carajillo Vacilón’, entre otros. “Esa época fue su momento álgido porque los discursos de resistencia cultural son más complicados y la gente crea herramientas para salir de las grandes imposiciones de la política y el discurso social” explica Silvia Bianchi.

Imagen de la Feria Editorial Independiente Libros Mutantes de 2015.
Imagen de la Feria Editorial Independiente Libros Mutantes de 2015.

Con el paso de los años, estas publicaciones han mantenido otra de sus señas de identidad: la variedad en los contenidos, el diseño y la impresión y, en el caso español, han experimentado repuntes de actividad cíclicos. “Todos los años vemos morir y nacer proyectos”, concreta Bianchi, quien señala que en el primer año de la Feria recibieron 30 solicitudes de participación frente a las 200 de esta séptima edición. Del total, 100 son españolas y entre el 20 y el 30% de ellas proceden de fanzines. “Es el modo más sencillo de acercarse a la autoedición y forma parte de las inquietudes de una generación muy digital que también es nostálgica y siente cariño por la revista y el libro, y que apuesta por crear algo que pueda perdurar en el tiempo”. Y es ahora cuando llega el eterno debate sobre la relación entre el soporte físico y el mundo digital: “También hay fanzines ‘online’ y proyectos que convierten publicaciones físicas en digitales. Sin lo digital esta escena no podría funcionar, porque todo se vende y se promociona de forma ‘online’”.

Fuente: https://www.elconfidencial.com/cultura/2016-04-24/aficion-y-militancia-la-resistencia-del-fanzine-como-objeto-artistico_1188387/

 

Fanzine Floriography

Fanzine Diseño Editorial

Fanzine http://milkglassdesign.tumblr.com

Ejemplo de soporte

I like the edginess and character from this. Our branding elements (+,1889, PREMIUM+ORGANIC, brush strokes) could be used in a similar bold and edgy way. I do prefer something a bit cleaner and more modern though but this is just an example of the character/edginess I would like to have as a small part of the look of our website.

Un minuscule livre accordéon géant choses apathique qui je ne peux pas arrêter de penser à. Impression numérique couleur 8.5 « x 3,125 »

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *